domingo, 8 de julio de 2012

Relato 3º Presencia


De pequeño siempre íbamos mis padres, mis hermanos y yo a casa de mis abuelos a almorzar. Solían ser sábados normales, sin sucesos extraños. Hablábamos, reíamos, los periquitos que tenía mi abuela practicaban sexo mientras comíamos y armaban mucho ruido, en fin, sábado normal.

Sin embargo, uno de esos sábados pasó algo. El grifo de la cocina se habría solo, lo cerrábamos bien y se volvía a abrir. Luego, mi madre escuchó unos pasos en el piso de arriba ( la casa es de 3 plantas ), en las habitaciones y los perros estaban al principio de la escalera ladrando con fuerza hacia arriba. Todos estábamos abajo así que nadie podía estar arriba. Mi abuela subió y miró en las habitaciones de las 2 plantas superiores. Al bajar nos dijo que no había nadie arriba.
Continuamos hablando como si nada hubiese pasado. Al cabo de un rato, los perros salieron corriendo hacia las escaleras, ladrando ferozmente. Por la escalera, cayó un paraguero que había en la esquina donde la escalera giraba. Nos quedamos todos mirando con cara de susto hacia las escaleras y nos apartamos, y los perros seguían ladrando. En un instante, se hizo el silencio, los perros salieron corriendo hacia el patio y comenzaron a ladrar de nuevo cada vez más cerca de la puerta. Nos quedamos pasmados.




A veces, cuando una casa es antigua, puede tener presencias de seres que la habitaron en otra época, o puede que solo este pasando por ahí. El día que hable con alguna presencia le preguntaré.

5 comentarios:

  1. Jajjaja El día que la presencia te lo cuente, no te olvides de contármelo ami.
    Esta muy entretenido tu blog me gusta. besos

    ResponderEliminar
  2. Jajaja! muy buenoo ^^ Te recomiendo que te leas "Una casa con encanto" de Cristina Macía :D yo lo tengo si quieres te lo dejo xD. Las cosas curiosas que pasa en las casas antiguas, siempre está habitada por un espíritu que vivió en ella o que murió en ella... Quién sabe que misterios ocultará la casa de tus abuelos ¿? jajaja

    ResponderEliminar
  3. Hay perros que son más asustadizos que las personas... no creo que vean espíritus.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los animales tienen los sentidos más agudos que las personas, pueden ver cosas que las personas no. Además, se han hecho estudios con perros, gatos, serpientes, etc. en casas en las que se creía que podía haber fantasmas y los animales adoptaban un comportamiento extraño, incluso atacaban a donde parecía no haber nada. Atacar no es propio de un ser asustadizo.

      Eliminar